Ven y Verás Marzo 7

¿Eres Neopelagiano o Neognóstico? Doctrina de la Fe publica, Placuit Deo”

El nuevo documento-Placuit Deo (en latín, “Ha complacido a Dios”) reafirma la enseñanza cristiana sobre Jesús como “el único Salvador de toda la humanidad.”

Radio escucha, El Vaticano reafirma que la salvación de Cristo se recibe en la Iglesia. La Congregación para la Doctrina de la Fe (CDF) ha publicado un nuevo documento sobre el tema de la salvación; la semana pasada  jueves 1 de marzo una carta aprobada por el Papa Francisco sobre la salvación cristiana en la que se recuerda que, frente a actitudes individualistas que defienden la autosuficiencia del hombre, la salvación radica en Cristo y se recibe en la Iglesia. La Congregación para la Doctrina de la Fe (CDF) es el departamento del Vaticano encargado de buscar errores doctrinales, y no publica documentos muy a menudo.

Mis hermanos y hermanas, la Congregación para la Doctrina de la Fe aclara algunos aspectos de la salvación ante el auge de “herejías” que nacen del “individualismo” las dos “antiguas herejías” que nacen del “individualismo” Ven y Veras inicio su programa hace 6 años: “Pelagianismo” y “gnosticimo”

 

Por el “neo-pelagianismo”, el individuo, radicalmente autónomo, pretende salvarse a sí mismo, sin reconocer que depende, en lo más profundo de su ser, de Dios y de los demás, mientras que el “neo-gnosticismo” presenta una salvación meramente interior, encerrada en el subjetivismo, que consiste en elevarse «con el intelecto hasta los misterios de la divinidad desconocida».

El documento “Placuit Deo” hace referencia a que “la salvación completa de la persona no consiste en las cosas que el hombre podría obtener por sí mismo”, como “la posesión o el bienestar material, la ciencia o la técnica, el poder o la influencia sobre los demás, la buena reputación o la autocomplacencia”.

Radio oyentes, “Cristo es Salvador porque ha asumido nuestra humanidad integral y vivió una vida humana plena, en comunión con el Padre y con los hermanos. La salvación consiste en incorporarnos a nosotros mismos en su vida, recibiendo su Espíritu”.

Nuestro lema ha sido, es y seguirá siendo que nuestra Iglesia es UNA (Efe 4:5), SANTA (Efe 5:27), CATOLICA (Efe 2:19), APOSTOLICA (Efe 2:20) es indestructible, maestra, infalible (Mt 16:18; Tito 1:5; 2 Tm 1:6).

Mis hermanos y hermanas, “… crezcan en la gracia y el [conocimiento] de nuestro Señor y Salvador Jesucristo…” (2 Pd 3:18)