Diaconiá Agosto 18

“Negacion del Maestro”
De alguna forma u otra reaccionamos como Pedro en algunos momentos. Hay una diferencia entre amar y admirar. Jesus nos ama sin límite y es por eso que nos acoge como Pedro especialmente cuando reaccionamos al miedo en medio de la tensión. Quién es verdaderamente fiel a su conciencia en todos los momentos de su historia? Quién no es esclavo de su miedo cuando está enfermo o en peligro de morir? Quién no es controlado por la ansiedad cuando es ofendido, amenazado, presionado? Quién no le falla  a  su seguridad y a sus convicciones ante las tempestades de la vida? Sin embargo cuando resbalamos en la vida y reconocemos,  ahí está Jesus amándonos con los brazos abiertos a recibirnos.